Etiquetas

, , ,

Costume National es una marca que diseña con un estilo estructurado de líneas puras, juega con el minimalismo pero asegura con cortes y colores clásicos. Chic!, o casi mejor über-chic porque no es sólo una propuesta de prendas impecables, también se vale de esa imagen-cliché del ritmo urbano: siempre joven, siempre irresistible y eléctrico … de lo que se deduce que la energía emana por doquier. En sus fragancias se refleja el mismo espíritu.

Pero 21 Costume National toma otra dirección: la del urbanita amante del diseño que no descuida su vida interior. El anuncio parece una versión moderna del cuadro de John S. Sargent Smoke of Ambergris (1880)

Esta imagen de ritual sacro donde una mujer deja que el incienso la purifique, técnicamente es un estudio a base de complejas veladuras sobre el color blanco y la capacidad expasiva de su luminosidad.

En 21 Costume National se recrea una visión olfativa del blanco. Fue creada para conmemorar los 21 años de creación de la marca (1987-2007) ¡21! Una cifra singular…y con esa idea de coherencia esta exploración del blanco gira en torno a 21 notas destacadas y aparentemente contradictorias que armonizan entre sí con un extraño equilibrio. Totalmente andrógina. Siguiendo la filosofía de la firma de asentar sus diseños en elementos de elegancia atemporal, 21 es una fragancia que se encuadra en la familia de orientales-amaderados-especiados, pero va en una dirección muy diferente a Noir Épices de Frederic Malle o a Feminité du Bois que son dos ejemplos prototípicos porque trabaja la textura y la coloratura ( de crujiente y luminoso a dulce y oscuro) basándose en la vibración,mezclando lo más recio de la madera y las resinas con lo más cremoso de las notas lácticas y ambaradas.

La sensación general que provoca se resume con una palabra: calidez, pero una más bien singular, con cierto aspecto realmente abstracto. Juliette Karagueuzoglou fue la perfumista encargada de crear este estudio en blanco partiendo de las 21 notas favoritas de Ennio Capasa -creador de la firma-:

bergamota, leche, flor de naranjo, azafrán, comino, pimienta, madera de cashmere, jalea real, musgo, salvia esclarea, patchoulí, incienso, ámbar, sándalo, oud, cedro, vetiver, labdanum, tonka, vainilla y musk.

A pesar del desconcierto que pueda provocar semejante lista, la fragancia es muy interesante e increíblemente agradable-casi entrañable…quizás porque tiene un aspecto oriental anisado que me recuerda a L´Heure Bleue en la distancia, quizás…

Por un lado realiza un retrato olfativo del blanco partiendo de unas notas brillantes y tiernas en la salida: bergamota y flor de naranjo, las notas comienzan a disolverse unas en otras sucesivamente y la fragancia se va oscureciendo, se va velando. El corazón introducido por las notas lácteas, es más especiado y cálido; el azafrán acaba siendo una nota importante junto con el patchoulí y progresivamente la fragancia avanza con tonos cerosos y ahumados hacia notas balsámicas más y mas cálidas en un acorde de acentos ámbarados complejo, de gran profundidad, donde el cashmeran es el culpable de crear una agitación serena y expansiva en toda la estructura y facilitar una base rica, amaderada y casi casi opulenta por su confortabilidad.

Anuncios