Etiquetas

, , ,


*El Invierno de Arcimboldo

La tierra nos ofrece los mejores cítricos en invierno, plenos de sabor y de nutrientes, para que nuestro organismo se fortalezca durante la estación más cruda. Sin embargo, tiende a entenderse que los perfumes más cítricos son los mejores para el verano porque son los más ligeros y tienen un carácter más extravertido, mientras que el invierno es para los orientales y los gourmand más pesados. Esto es un lugar común siempre que se habla de perfumes. Y no está mal la idea, pero tampoco está mal alejarse de esos lugares comunes de vez en cuando y explorar otros territorios…al fin y al cabo, la temperatura ambiental y corporal inciden directamente en la evaporación de la fragancia, así que usar algo fresco y más vibrante en un contexto más frío puede darnos la oportunidad de experimentar otras facetas del perfume.

Los frutos radiantes de las hespérides son la promesa del final del invierno, como deja entender Arcimboldo en su pintura, y tienen en su aroma natural un tipo de calidez profunda e inesperada que en las estaciones más cálidas no resulta fácil de detectar, y que puede resultar muy reconfortante. En el fondo creo que los perfumes de notas hespérides tienen algo de ensueño…algo.

Esta es una pequeña guía de las composiciones frutales cítrico-áciduladas y verdes que yo encuentro particularmente interesantes (obviamente es algo muy personal):

Limón: acidulado y radiante, puede resultar un poco áspero cuando el aceite esencial usado no es de un grado muy puro, sin embargo resulta terso y cálido cuando se usa una buena materia prima. El perfume de limón por excelencia para mí sigue siendo Eau de Hadrien de Annick Goutal, que encuentro perfecto en cualquier época del año, pero en invierno tiene para mí un valor especial, ya que en mi imaginación crea la idea de una atmósfera luminosa y suave envolvente, algo que me ayuda mucho a plantar cara a los días grises. En ocasiones lo combino con Encens Flamboyant de Annick Goutal, si bien no soy partidaria de combinar fragancias ( siempre es algo con lo que hay que tener mucho cuidado), esta combinación es ideal si se aplica primero el de incienso, y luego se usa el EdT de Eau de Hadrien vaporizando no en el mismo lugar sino en una zona cercana con ligereza: el incienso se vuelve más luminoso, los cítricos ganan difusión y cierta densidad.

Litsea cubeba: es una nota poco explorada en perfumería, proviene de un fruto del árbol may chang ( miembro chino de la familia del laurel). Su aroma es fresco, dulce y con una intensa nota alimonada- de hecho contiene un 75% por ciento de citral- y resulta un material interesante porque permite introducir en el corazón de la fragancia un aroma alimonado cálido y transparente a la vez. Lux de Mona di Orio utiliza Litsea cubeba en su composición de un modo muy interesante para crear una zona de transición claroscurista entre la salida luminosa de la fragancia y una base que se desvela casi entre penumbras; es un perfume interesante pero puede resultar difícil de llevar.

Naranja Tarocco: es una variedad de naranja sanguina siciliana muy antigua que se caracteriza por un gran equilibrio entre dulzor y acidez, su aroma es más suave y menos penetrante que el de una naranja amarga, muy terso y legeramente floral; Guerlain tuvo un Acqua Allegoria hace unos años centrada en naranja sanguina pero era para mi gusto un poco áspera. L´Eau de Tarocco de Diptyque es de las mejores fragancias de naranja que he probado en años, y sin duda la mejor de la variedad sanguina: es increíblemente diáfana y fluida con todas las facetas suavemente expuestas y ligadas entre sí formando un frescor complejo, inaudito.

Yuzu: este fruto japonés parece una naranja pequeña y tiene usos medicinales aunque rara vez se come solo pero se usa para mermeladas y postres. Su aroma se desenvuelve de modo similar al de la bergamota; tiene un sabor alimonado con un toque de cidra, pero su olor recuerda más a la lima aunque es más seco, más chispeante y más transparente; es una nota muy interesante ya que tiene también una faceta más cercana a la mandarina que le permite crear puentes muy interesantes entre notas, además su efecto se prolonga hacia las notas medias. Personalmente encuentro que tiene un efecto “rejuvenecedor” y calmante… La nota de yuzu se usa en perfumería pero no siempre de modo evidente como en el Thé Vert de Roger & Gallet. Parfums D´Empire Yuzu Fou es una fragancia cítrica ideal para el tiempo de invierno pero no tan centrada en el yuzu como se pueda pensar; para mí la rendición más elegante de esta nota está en Jaipur Saphir de Boucheron.

Y por último algo que nunca pensé que diría: los higos…aunque no suelo usar fragancias de higos Ninfeo mio de Annick Goutal me resulta especialmente fortificante, con su carácter verde y su faceta cálida de higos para mí es ideal justo ahora, sobre todo si la noche anterior he usado el gel de higos y la hidratante de higos de Korres en la ducha…me encanta la linea de baño de Korres, pero creo que el gel de higos está muy logrado. Yo nunca lo hubiera elegido por mí misma si no me hubieran dado una muestra, ahora es mi favorito en invierno.

Lejos de los lugares comunes 1º Parte, es una pequeña guía sobre tipos de flores blancas y fragancias representativas de las mismas que podéis leer pinchando aquí.

Anuncios