Etiquetas

, , , ,


*Blushing in Pink dress, Ouma.

Love- Don´t be shy de la colección L´Oeuvre Noire by Kilian forma parte de la sección Les Ingénues… y ocurre que es una fragancia bonita, delicada, con detalles interesantes (la perfumista es Calice Becker) en la que puedes detectar la calidad con claridad pero, sinceramente, es tan indulgente que parece una pequeña mordacidad.

Los perfumes Kilian, como ya se ha dicho en muchos sitios, parten de temas clásicos y bien asentados en el mercado para luego tomar su propia ruta. En el caso de Love-Don´t be shy la inspiración son los dulces de malvavisco (nubes), un postre a base de azúcar, maíz y agua de rosas o de azahar que puede incluir huevo en la elaboración tradicional. Esa idea sirve para renovar el tema de base: el tema de la rosa búlgara empolvada, acompañada de iris y con tintes centelleantes de nerolí y flor de naranjo y llevarlo hacia un fondo gourmand: azucarado, caramelizado, algodonoso, con la densidad del merengue. Esta es la visión tierna.

En otro nivel de lectura podemos ver un retrato nostálgico de la tierna lozanía de la juventud que se ha dejado atrás…así que en el fondo este bouquet floral es ligeramente animalístico (civeta) con oscuros acentos de jazmín sambac y el tema gourmand para nada es abstracto: en realidad está lleno de concesiones a otros sentidos, es el modo de renovar del tema: en vez de hacer una rosa cosmético-coqueta, hace una rosada delicia galante: es una fragancia centrada en las texturas y las sensaciones gustativas: apela a lo sensual, con un exceso de indulgencia llamado vainilla. Pura exhortación.

Siendo una fragancia de encanto tan tangible, realmente puede incentivar la insensibilidad hacia el misterio mediante un encantador estereotipo esbozado a media tinta con barniz bling-bling y eso es lo único que no me gusta de Love Don´t be shy porque parece algo cínico que me recuerda al discurso de Cicerón en De oficiis: “Existen dos tipos de belleza, una es la atracción, otra, la dignidad; debemos considerar femenina la atracción, y a la dignidad, masculina” … un tipo de dualidad que aún está vigente en la mente de muchas personas. Hay que tenerlo en cuenta-aunque nos parezca aburrido, por calificarlo de algún modo civilizado- incluso a la hora de elegir una fragancia, ya que está dice algo, provoca sensaciones que luego pueden despertar emociones y no es raro que si alguien ha aprendido a asociar rasgos con un estereotipo, acabe confundiendo la forma con el contenido…y en verdad que el mundo de la perfumería está repleto de clichés un tanto inquietantes…y perfumes en torno a la palabra amor hay cientos, pero no todos ofrecen el mismo retrato. ¿Qué faceta queremos mostrar? Es para pensárselo…

Desde luego que este tipo de fragancias dulces tiene su grupo de incondicionales, y que el aspecto gourmand tiene efectos destacables en la composición es innegable, pero que nadie espere algo del todo naïve, con la excusa de las golosinas como motivo de inspiración, porque en realidad es como un cuadro de Watteau: parece que no pasa nada si se contempla con distancia, pero una mirada más de cerca revela otra realidad.


Embarque para la isla de Citerea, Jean-Antoine Watteau.

2ª parte dedicada a Love in White de Creed

Anuncios