Etiquetas

, , , , , , ,

rosaA

Las rosas completamente azules son aún una utopía pero existen híbridos en los que se ha conseguido realzar el pigmento azul hasta lograr una tonalidad pastel entre lavanda claro y rosa. Estas flores, quizás no tengan el poder hipnótico del lapislázuli pero encierran en sus delicados pétalos el primor de una rosa de jardín cultivada y fresca y el misterio de una rara flor silvestre y remota. Rose Essentielle me hace pensar en este tipo de rosas.

Como perfume tiene una estructura clásica floral con base almizclada-amaderada, más el añadido de algo exótico y precioso. Es semi-transparente y delicado al igual que los pétalos de esas raras rosas casi azules pero con cierta densidad orientalizante.

Cuando un perfume tiene la rosa como protagonista es habitual añadir un toque de iris/violeta para realzar su perfume. Vaya hacia dónde vaya luego la construcción de la rosa: más roja, más negra, más blanca, etc. Pero también existe un tipo de rosa clásico, característico por su delicada cremosidad empolvada, el tipo rosa-violeta del que París de YSL es el paradigma. Este grupo de perfumes de rosas es fácil de reconocer y suele asociar la idea de femineidad con el universo del boudoir porque de alguna manera contiene notas que también están presentes en los productos cosméticos, sobre todo los almizcles.

A pesar de lo reconocible que es el tema, luego cada perfume puede aportar algo nuevo al esquema y en el caso de Rose Essentielle ese algo es una riqueza de matices que llenan el perfume de complejidad y suavidad, llevando la rosa hacia un carácter envolvente y sensual más característico de los perfumes orientales amaderados; de hecho, la nota de sándalo limpia y dulce, lechosa y empolvada es tan preciosa y persistente que puede interpretarse Rose Essentielle como un perfume de sándalo refinado y discreto. Ladylike.

Así, mientras París es un estallido de rosas frescas con enorme sillage, Rose Essentielle tiene un carácter infinitamente más íntimo. Con la elegancia del detalle como divisa es un serpenteante aroma de rosa que aúna matices de rosas antiguas de fresca melosidad que dibujan la imagen de un bouquet floral más abstracto, con los elementos empolvados, especiados y los toques afrutados de rosa búlgara y con el vago y fino acabado de sándalo que tienen las rosas de té. En conjunto no busca representar una rosa detalladamente sino un ideal, una imagen de rosa que todos solemos guardar en la mente, gracias a nuestra memoria olfativa.

Con el recuerdo frutal de las moras madurando en agosto entretejido con la intensidad embriagadora de un licor de cerezas el perfume desarrolla un perfil meloso suave que transforma el perfil de rosa en algo más complejo y redondo, pero contrastando con elementos verdes para dar vivacidad. Rose Essentielle es un perfume delicioso y rico en matices gracias al acabado natural que aportan el patchoulí y la madera de guaiac pero sobre todo la hoja de violeta y la mimosa.

El patchoulí, bastante transparente y algo terroso sirve para anclar mejor las notas de rosa y darles un volumen casi tridimensional. La madera de guaiac ayuda a facetar el sándalo con aspectos florales especiados. La mimosa con su persistente acabado verde, empolvado añade cuerpo y misterio. Pero la hoja de violeta es clave, no sólo por ser protagonista en la plenitud de la fragancia sino también porque con su frescor verde y profundo crea un contraste muy atractivo con la densidad de golosina que presenta la faceta de frutas del bosque, en la que destaca el aroma de las moras infusionadas en leche.

RoseE

Anuncios