Etiquetas

, , ,

reja

Seguro que algunas personas no quieren sólo perfumes de refrescantes cítricos o cremosas flores tropicales para el verano. Hay quien en la estación más calurosa huye de los cítricos agudos porque necesita sentirse rodeado de un olor dulce y suave y no necesariamente floral. Pero como con el calor la evaporación es mucho mayor, los perfumes enseguida revelan sus notas de fondo y pueden volverse muy pesados o incluso pegajosos. Elegir un oriental en verano tiene ciertos riesgos pero encontrar el adecuado…es de ensueño.

En perfumería cuando decimos oriental de alguna forma nos estamos refiriendo a un perfume de ámbar. Asumimos que será algo cálido y envolvente hasta el punto de abrigar la piel e imaginamos que resultará abrumador en un ambiente cálido. Pero en realidad depende de hasta que punto vayamos en el espectro del ámbar. Podemos elegir bálsamos suaves, vainillas ligeras, notas de ámbar limpias en lugar de seguir la línea más animalística. He aquí mis propuestas:

Musc Nomade de Annick Goutal. Una declinación del almizcle hacia su faceta más ambarada-afrutada con un acabado amaderado. Bastante limpio y cercano a la piel.

Vanille Insensée de Atelier Cologne. Una Cologne sí, pero de espíritu oriental que saca a la superficie la cremosidad de la vainilla con un toque de clasicismo gracias a la faceta musgosa.

Douce Amere de Serge Lutens. Definido por el maestro Lutens como un oriental fresco este perfume puede ser difícil de apreciar por su concentrada nota de absenta pero es como una rara gema en la que el contraste marca la identidad. Aromático y cremoso a la vez, con un toque de canela y suave madera al fondo.

Safran Troublant de L´Artisan Parfumeur. El tradicional acorde ámbar-vainilla convertido en nube, envuelto en rosa y azafrán con una faceta gourmand que unas veces recuerda al té especiado y otras al flan de vainilla. Una auténtica delicia.

Oriental Lounge de The Different Company. Un ámbar sin vainilla que al cabo de unas horas desarrolla una faceta nutritiva bastante sorprendente. Cremoso y confortable.

Estas son mis propuestas para un verano continental. Destacaría Musc Nomade por ser el más flexible -funciona bien en muchas circunstancias- y Douce Amere porque su nota verde y aromática es tan concentrada que resulta un reto. ¿Tenéis vosotros un oriental favorito para el verano?

Anuncios